Archivo de la categoría: Contaminación lumínica

Contaminación lumínica

Como contaminación lumínica, se define la introducción de luz artificial que produce degradación de los ecosistemas o el estado natural. Sin embargo, existe también una definición operacional como la emisión de flujo luminoso de fuentes artificiales de luz nocturnas en intensidades, direcciones, rangos espectrales u horarios innecesarios para la realización de las actividades previstas en la zona en la que se instalan las luces.

La principal diferencia entre estas definiciones es que en la primera, prácticamente toda iluminación nocturna causaría contaminación lumínica y en la segunda tan solo las instalaciones ineficientes.

Sobre la contaminación lumínica, hasta el momento, existe escasa conciencia social, pese a que genera numerosas y perjudiciales consecuencias.

Algunas de ellas son:

  • Desperdicio de energía (y las emisiones de gases de invernadero resultantes de su producción)
  • Daño a los ecosistemas nocturnos
  • Efectos dañinos a la salud en humanos y animales.
  • Dificultades para el tráfico aéreo y marítimo
  • Dificultades para la astronomía y la pérdida en general de la percepción del Universo a gran escala.

Es probable que muchos de los efectos negativos de la contaminación lumínica sean desconocidos aún.

Un ineficiente y mal diseñado alumbrado exterior, la utilización de proyectores y cañones láser, la inexistente regulación del horario de apagado de iluminaciones publicitarias, monumentales u ornamentales, etc., generan este problema cada vez más extendido.

El problema de la contaminación lumínica, cada vez más preocupante

El problema de la contaminación lumínica

IDA, International Dark-Sky Association, es una organización que lucha por preservar la calidad del cielo. Para ello, entre otras cosas, promueve y certifica los “Dark Sky Places“, lugares con cielos muy oscuros; certifica sistemas de iluminación eficientes y que protegen de la contaminación lumínica; asesora a parques, áreas protegidas y entidades gubernamentales sobre el tema; realiza consultorías; en definitiva, el objetivo es intentar que se tome conciencia de la cada vez más preocupante calidad de nuestros cielos.

Hace algunos años (no tantos), era posible ver la Vía Láctea incluso desde las ciudades. Hoy en día es imposible, debemos alejarnos bastantes kilómetros para disfrutar de un cielo de calidad. Esto no sólo afecta a los aficionados a la astronomía, es un problema de todos e incluso altera la fauna.

El siguiente, “Luces en la noche”, es un vídeo que intenta transmitir el problema y las acciones que podemos llevar a cabo para aportar nuestro granito de arena.

Seguir leyendo El problema de la contaminación lumínica, cada vez más preocupante